Febrero
05
2010
Jutba- Jutba del viernes nº 1138: 1- La oración y el sosiego (Sakina), 2- El sosiego es infundido por Allah
Última actualización:2012-11-07
Visitas:4328
Send To A Friend
Send copy to myself
* All Fields Required
Las alabanzas a Allah, a Quien alabamos y a Quien pedimos Su ayuda y guía; en Él buscamos refugio del mal que pueda haber en nosotros mismos y en nuestras acciones; a quien Allah guía nadie podrá desviar; y a quien Él desvía, nadie podrá guiar. Testifico que no hay más Dios que Allah, el Uno, sin asociados; declaramos Su poder en contra de quienes lo niegan, y testificamos que nuestro señor Muhammed –que Allah le bendiga y le de la paz– es Su Profeta, señor de la creación y de la humanidad. ¡Oh Allah! Bendice y concédele la paz a nuestro señor Muhammad, a su familia, a sus Compañeros y a la gente de la Casa, los buenos y puros, a los que mantienen viva su llamada, a los portadores de su estandarte, y tennos en tu complacencia a nosotros y a ellos, oh Señor de todos los mundos.

En El nombre de Allah El Misericordioso El Compasivo.

PRIMERA JUTBAH:

 

Quien recuerda a Allah, [Él] le concederá felicidad, optimismo y sosiego:

image

 Queridos hermanos, vamos a empezar en este Jutbah del dicho de Allah:

[...y establece el salat, es cierto que el salat impide la indecencia y lo reprobable...]

Sura de La Araña 29:45

 En primer lugar: El salat prohíbe en sí el pecado, éste es un freno y es la raíz del din (hábitos de vida rutinarios). En cambio el disuasivo es aquel freno o impedimento que siente el ser humano y que de alguna manera le impide realizar o cometer faltas por ese temor que siente de forma externa.

“...y establece el salat, es cierto que el salat impide la indecencia y lo reprobable...”

 Algunos expertos o exégetas del Corán han explicado la ayah (versículo o signo luminoso de Allah): El recuerdo de Allah es el más grande que el recuerdo del ser humano por Allah, pero Ibn Abbas, que Allah esté complacido con ellos dos dijo: "El recuerdo de Allah por ti cuando haces el salat es mayor que cuando tú Le recuerdas ya que cuando recuerdas a Allah harías tu deber de adorarle, pero cuando Él te recuerda te otorgará seguridad"

“... ¿Cuál de las dos partes tiene más motivos para estar a salvo, si sabéis? Los que creen y no empañan su creencia con ninguna injusticia, ésos tendrán seguridad y serán guiados”

Corán, Sura de Los Rebaños 81-82

 Allah te Ha Dado el éxito, te ha dado la felicidad, te ha dado el optimismo, te ha dado una personalidad fuerte y buena visión, y te ha echado la luz en tu corazón.

El sosiego es uno de los frutos del salat:

 Uno de estos dones es el tema que hoy se trata en esta jutbah.

 Si Allah te recuerda estando tu en el salat entonces Él te dará el sosiego, entonces ¿qué significa el sosiego? Esta palapa fue mencionada en el Corán en muchas ayas, entre ellas destacamos las más importantes:

Allah Dijo:

“Él es Quien hizo descender el sosiego a los corazones de los creyentes para afianzar su creencia...”

El Corán, Al-Fath 4

 Y dijo también:

“Realmente Allah quedó complacido con los creyentes cuando te juraron fidelidad bajo el árbol y supo lo que había en sus corazones e hizo descender sope ellos el sosiego y los recompensó con una victoria cercana.”

Surat Al-Fath: 18

 El tema de la jutbah de hoy es: “El sosiego es uno de los frutos del salat”, no hay felicidad sin sosiego y no hay sosiego sin fe.

El sosiego es el objetivo ideal de la buena vida:

 El sosiego es el objetivo ideal de la vida buena y prospera sin necesidad de utilizar dinero, pueda que seas pobre, pero si Allah te Concede el sosiego serás feliz, incluso si lo pierdes todo. Y si te priva del sosiego serás infeliz incluso si lo posees todo y no tienes buena salud, porque puede que estés enfermo pero Allah te Ha echado el sosiego en tu corazón.

 Queridos hermanos, el sosiego no es propiedad de nadie pues ni se sostiene agarrada con las manos ni se puede ir regalándola a todo el mundo, pero está al alcance de todos, si él paga su precio.

 La grandeza de ésta religión (estilo de vida a base de hábitos cotidianos), es que es una religión para todos los seres humanos, donde no hay jerarquías, no hay un grupo de gente que es elegido o distinguido [por encima] de los demás; el sosiego está al alcance de todos bajo la condición de pagar su precio. La gracia sin sosiego se convierte en indignación, el dinero es una gracia pero si con dicho dinero no hay sosiego entonces éste se convierte en desgracia, y por otra parte todo desgracia que está rodeada del sosiego se convierte en gracia; el hombre que duerma en una cama rasposa teniendo el sosiego se convierte en cama cómoda; yace en la seda, pero cuando se le quita del sosiego sentirá el pincho de las espinas.

 Cuando el hombre tiene sosiego observa las cosas más difíciles con tranquilidad y entonces dichas dificultades se vuelven fáciles, pero cuando el hombre pierde el sosiego entonces y trata con las cosas más fáciles, éstas se vuelven difíciles y arduas.

 Cuando al ser humano se le disuelven los temores y los peligros, cambiándose dichos sentimientos por tranquilidad todos éstos se convierten en seguridad y paz, y cuando no tiene sosiego los malos sentimientos se convierten en caminos destructivos.

 Esta paz no puede llegar a ningún ser humano, en cualquier época o parte del mundo y en todas las situaciones. Este sosiego lo encontró Ipahim –que la paz sea con Él- en el fuego, lo encontró Yusuf (José) –que la paz sea con él- en el poso tal y como se lo encontró en la prisión, lo encontró Yunus (Jonás) –que la paz sea con él- cuando estuvo en el vientre de la ballena dentro de las consabidas tres obscuridadades (a saber la obscuridad de la noche, obscuridad del mar y obscuridad del vientre de la ballena), lo encontró Musa (Moisés), -que la paz sea con él- en el mar, cuando era un niño despojado de todo poder y vigilancia, lo encontró los compañeros de la cueva en la cueva cuando no encontraban el sosiego en sus casas y palacios, y nuestro Profeta, -que la paz y las bendiciones de Allah sean con él- lo encontró junto a su compañero (Abu Bakr), en la cueva cuando los enemigos les perseguían buscando sus huellas, y cada creyente encuentra el sosiego anhelando a su Señor desesperado de todo lo demás deseando solo encuentro, entonces encuentra también el sosiego.

El sosiego del alma es la fuente principal de la felicidad:

image

 Allah otorga la provisión con el sosiego y éste se convierte en un auténtico disfrute, prosperidad y abundancia en la vida de este mundo y una provisión en el más allá. Por otra parte, si Allah quita la tranquilidad y la provisión se convierten en preocupación y miedo que provocan la envidia y el odio, y puede llegar a darse el caso entre ciertas personas que con la provisión les acarree alguna situación que les impida disfrutar de la gracia otorgada como codicia o una enfermedad, (pues aunque el rico posea mucho dinero por su codicia no disfruta del don otorgado, ni el beneficiado con provisión pero la enfermedad le impide disfrutar también del don otorgado), llegando así a haber con la provisión el daño y la imprudencia excesiva.

 Cuando Allah Da progenie a una persona y el sosiego, entonces éste es el adorno de la vida mundana que es una fuente de alegría, de placer y que Allah multiplique la recompensa en el Más Allá por tener descendientes (sucesores), justos, en cambio, cuando Allah Quita Su Misericordia los descendientes se convierten en una fuente de desgracia, de mal humor, de angustia, infelicidad, de velar por la noche y de cansancio durante el día.

 Allah Otorga la salud y el bienestar con la tranquilidad, es una gracia y una buena vida. Pero cuando Allah Quita el sosiego, la salud, y el bienestar, se ponen a prueba en la persona sana, y en cambio ésta persona decide gastar su salud y el bienestar de manera que destruye su cuerpo y su alma, entonces se acumulan así sus malas opas para el Día del Juicio.

 Allah Da la vida lujosa y el poder con sosiego que funciona como herramienta para hacer el bien, es fuente de seguridad, y una forma para preservar los beneficios de sus opas y su posterior impacto. Pero cuando Allah quita el sosiego, entonces la vida lujosa, el prestigio y el poder se convierten en fuente de tiranía e injusticia, resentimiento y odio que no lo dejan estar tranquilo, por lo que se le deparará una mayor parte del fuego.

 La tranquilidad del alma es la fuente principal de la felicidad, pero ¿cómo se puede llegar a ella si es algo que no tiene nada que ver con la inteligencia, con la ciencia, con la salud, con el poder, con el dinero, con la riqueza, con la gloria y el prestigio ni con otras gracias de la vida mundana?

Creer en Allah y en el Último Día es la única fuente del sosiego:

image

 Creer en Allah y en el Último Día es la única fuente del sosiego; es la fe sincera y profunda que no está bajo la duda y que no queda desvirtuada por la hipocresía, y actuar según esta creencia que se refleja la realidad, apoyada por la rica historia y por toda persona dotada de mente sana para juzgar a sí mismo y a los que están a su entorno.

 La vida nos ha enseñado que la gente más preocupada, más angustiada, confundida, que siente la falta del sentido de su vida y se siente desorientado, son los privados de la gracia de la fe pues carecen de certeza en su vida.

 La vida de aquella gente no tiene gusto ni sabor aunque está llena de placer y de bienestar, su vida no tiene sentido, y no conoce el propósito de ella.

 Oí la historia de uno de los cinco mejores ingenieros del mundo, diseñó el primer puente en Estambul, por el que 300.000 vehículos pasan diariamente, en el día de la inauguración del puente, el ingeniero se aventó al Bósforo y murió. Más tarde hallaron en su habitación de hotel una hoja que decía: "He probado todo en la vida, pero no he encontrado un sabor significante y quería saborear el sabor de la muerte".

 Queridos hermanos es una historia significativa, el hombre sin propósito es trivial aunque sea económicamente rico, fuerte, hermoso o inteligente; un hombre sin fe su vida es insignificante, es contradictoria, en estos casos Allah Todopoderoso no permite a la vida que los seres humanos sean permanentemente felices sino que es una vida de altibajos y contradicciones.

 

El sosiego es uno de los frutos la fe sana:

image

 Queridos hermanos, el sosiego es uno de los frutos del jardín de la fe y el fruto del monoteísmo (tawhid) que da sus frutos en todo momento con el permiso de su Señor; es un soplo hecho por Allah desde el cielo a los corazones de los creyentes que habitan en la tierra para que permanezcan firmes cuando se turbe la demás gente, para que tengan satisfacción cuando la gente no lo tenga, para que tengan certeza cuando los demás no la tengan para que sean pacientes cuando los demás sean temeros, para que sean indulgentes cuando los demás vivan en caos. Como eres un creyente relacionado con Allah y gozas de características que sólo Él las Sabe, gozas de características psíquicas, tienes confianza en la satisfacción de Allah, confiando en que Él te ama, y que este mundo si fuera equivalente al peso de una ala de una mosca ante los ojos de Allah no le daría de beber un sorbo de agua a un incrédulo, y estas convencido de que Allah te Ha prometido un jardín cuya anchura es igual a los cielos y la tierra:

“¿Acaso aquel al que le hemos dado una hermosa promesa que verá realizada es como aquel a quien le dejamos disfrutar el disfrute la vida del mundo pero que luego el Día del Levantamiento es de los que tendrán que comparecer?”

El Corán, Sura del Qasas Los Relatos: 61.

El sosiego es una luz y espíritu de Allah:

 Queridos hermanos, este sosiego es luz y misericordia de Allah, por lo cual, el que tiene miedo siente la paz, el inquieto se tranquiliza, se consuela el triste, descansa el cansado, se fortalece el débil, el perplejo se guía. Este sosiego es una ventana abierta al paraíso por Allah a los fieles de entre sus siervos, desde la que percibimos el aliento y las luces del paraíso y de lo cual les llega su perfume, y fragancia que se difunde para que les haga degustar algo de lo que han hecho del bien, y para que les haga ver un ejemplo de lo que les espera del placer y bienestar. Quien no entra en el paraíso de la vida mundana no entrará en el paraíso del Más Allá; es el paraíso de acercarse a Allah con sosiego, ¿Qué es lo que pueden hacer contra mí mis enemigos?, uno de los eruditos dijo: “Mi jardín está en mi pecho, si me quitan de él estaré como si me estuvieron ofreciendo una vuelta turística, y si me encarcelan estaré apartado a solas conmigo mismo y si me matan moriré como mártir, ¿Qué es lo que pueden hacer contra mí mis enemigos?

¡¿Dónde ha encontrado Ibrahim el paraíso cuando fue arrojado al fuego?!

 Allah, Todopoderoso ha dicho:

“Y les hará entrar en jardines que les ha dado a conocer”

Sura de Muhammad 6.

 Les Hará entrar cuando estaban en la vida de este mundo, disfrutando de la pisa del Espíritu y del buen perfume, de la seguridad y de la fe.

Las causas del sosiego en el creyente:

1. El creyente fue guiado conforme a la naturaleza original (fitra):

image

 Queridos hermanos, la primera causa del sosiego que siente el creyente es que él fue guiado conforme a su naturaleza original con la que Allah le creó; es una naturaleza coherente, en armonía y correspondencia con la naturaleza de la existencia del mundo, así que el creyente vive con su naturaleza en paz y armonía y no en conflicto o en guerra y vive con los demás con transparencia y cooperación, no con hostilidad o aislamiento.

 Los detalles del camino divino corresponden a los detalles de la naturaleza original del hombre (fitr), cuando te reconcilias con Allah, te reconciliarás con tu fitra; en el corazón hay dispersión qué sólo el acercamiento a Allah reconcilia; al rico le falta algo, el fuerte le falta algo, el inteligente le falta algo, y el hombre bello le falta algo en el corazón que sólo le llena creer en Allah y conectarse con Él, en el corazón hay dispersión qué sólo el acercamiento a Allah reconcilia, y en el corazón hay angustia y sólo Al-lah Es quien puede retirarla, en el corazón hay tristeza y sólo quien la elimina es el placer de conocer a Allah, y huir hacia Él, en el corazón hay heridas ardientes y que solo se apagan con la aceptación de Sus mandamientos, Sus prohibiciones, Su decreto y ser paciente en todos ellos hasta el Día de reunirse con Él y el corazón siente la popeza hacia Allah que sólo la satura el amarle, volviendo a Él, recordarle con continuidad y ser sincero con Él.

 La naturaleza humana (la fitra), siempre siente la tensión, el hampe y la sed hasta que se encuentra con Allah, creer en Él y dirigirse a Él, entonces se descansa, se sacia, se siente seguro del temor, siente la guía después de ser confundido, se estabiliza después de estar perdido y se tranquiliza después de la ansiedad.

 Queridos hermanos, el hombre es una creación maravillosa; fue reunido en un puñado de arcilla de la tierra y de un soplo del alma de Allah, así que, quien reconoce que fue criado de arcilla y desconoce el soplo del alma no sapá la realidad del ser humano; y quien cuida el cuerpo dándole su nutrición de comida y de bebida sin cuidar el alma con su nutrición de la creencia en Allah y acercarse a Él, no hapá cumplido con la ley de la fitra humana, hapá ignorado su valor, y la hapá privado de todo lo que mantiene su vida.

 Puede haber sospechas a cerca de esa fitra, algo de las pasiones, o puede desviarse y ser teñida por haber seguido el deseo o lo incierto, o seguir con ignorancia las costumpes de los antepasados de los abuelos y de los padres, u obedecer ciegamente a los grandes maestros de la sociedad, y es posible que el hombre se vea afectado de la enfermedad de vanidad y megalomanía y piensa que no necesita de Allah. Sin embargo, la fitra original se marchita pero no muere, se acurruca pero no desaparece. A veces el hombre experimenta las dificultades y las desgracias de la vida que él no puede suportar, ni las puede quitar él mismo ni la gente a su alrededor, entonces la fitra que estaba en la profundidad florece y sale a la superficie, y entonces desaparece la cáscara superficial, aparente y engañosa de las cosas.

 Ahora, después de que el occidente se ha revelado, después de ser abierto su odio, después de la agresión llevada a cabo por occidente, y después de violar los derechos humanos, la gente empieza a volver a su fitra, la religión empieza a fortalecerse y la gente empieza a reflexionar que la solución está en el Islam.

2. El objetivo y el camino del creyente son claros:

image

 Queridos hermanos, la vida del no creyente en este mundo esta llena de varias preocupaciones y está paralizada por tener objetivos diferentes; una cosa le lleva a la derecha y otra le lleva a la izquierda, está en constante conflicto en su interior, y esta tambaleando entre sus diferentes instintos sin saber a quien debería satisfacer: satisfacer sus deseos o satisfacer a la sociedad en la que vive, y a qué tipo de gente en la sociedad debe satisfacer.

 En este caso citan la historia familiar, del Sheij y su hijo con el burro, sin conocer el sosiego, ni el vínculo con Allah, y sin conocer Allah, ni tener fe en el último Día; entonces el hombre es perplejo.

 El Sheij ha montado el burro y su hijo ha caminando detrás de él, y luego se sometió a las quejas de las mujeres, por lo tanto el hijo fue quien montó el burro y el Sheij fue andando, pero los varones culparon al hijo por ser él quien montara en lugar de su padre el Sheij, por lo tanto el Sheij y su hijo montaron al mismo tiempo el burro, pero los llamados "protectores de animales" culparon tanto al padre como al hijo porque para ellos el que ambos montaran al burro era un acto cruel contra le animal, por ello al final los dos andaron detrás del burro y fueron sometidos a las burlas de los niños ¿qué más faltaba? faltaba llevar al burro y andar.

 Sin tener fe, sin sosiego, sin método, sin objetivo, sin revelación divina, sin indicación proféticas, sin certeza, sin raíces, sin principios, sin percepciones correctas, en el hombre vivirá en confusión y actualmente toda la humanidad vive en confusión:

 Todos reclaman ser amantes de Leila pero Leila no les asegura ese amor.

 Queridos hermanos, el verdadero creyente esta salvo de todo esto, él ha conjuntado todos los objetivos en uno que desee obtenerlo, y se trata de la satisfacción de Allah Todopoderoso con él y no se preocupa por la satisfacción o insatisfacción de la gente, su lema se resume en el siguiente poema:

 Si tu amistad es verdadera pues todo lo demás es fácil Y todo lo que está encima de la tierra se convertirá en tierra

Ojalá seas dulce aunque la vida sea amarga y ojalá seas satisfecho aunque los demás sean insatisfechos

Ojalá lo que hay entre tú y yo sea construido aunque sea lo que hay entre mí y todos los mundos ruina

El heroísmo del creyente es reducir todas sus preocupaciones a una sola:

 Queridos hermanos, el heroísmo del creyente es cuando hace de sus preocupaciones una sola preocupación, que es tomar el camino hacia la satisfacción de Allah Todopoderoso, y pedirle a Allah que lo guíe repetidamente en su salat:

“Guíanos por el camino recto”

 Es un camino único sin curvatura ni contorsión, Allah Exaltado Sea, Dice:

“Éste es Mi Camino Recto. ¡Seguidlo! Y no sigáis los caminos diversos, pues ellos os separaría y os apartaría de Su Camino...”

Surat de Los Rebaños: 153

 La verdad es una, no se diversifica en cambio la falsedad no tiene fin; es múltiple. Tu vida que es corta puede abarcar la verdad, pero es imposible que alberge la falsedad, y por lo tanto nuestro consejo es abarcar la verdad y que ésta sea la medida de todas las cosas.

 Queridos hermanos, ¡qué diferencia tan grande hay entre dos hombres uno que sabe el objetivo y el camino que lleva, y el otro que esta extraviado, actúa ciegamente y camina sin propósito, no sabe ni si quiera a donde ir ni sabe su destino, Allah el Exaltado Sea, Dice:

“¿Acaso quien camino cabizbajo y tropezando de frente es como el que camina derecho pro un camino recto?”

Sura Al-Mulk: 22

3 – Sentir la compañía de Allah Todopoderoso:

image

 Queridos hermanos, en la profundidad de los seres humanos hay voces ocultas que le llaman, y cuestiones prioritarias esperan respuesta, con lo cual hace desaparecer la ansiedad y se tranquiliza el alma, por ejemplo: ¿Qué es el mundo? ¿Qué es la realidad de este mundo? ¿Cuál es la verdad del universo? ¿Cuál es la realidad del hombre? ¿De dónde hemos venido? ¿A dónde vamos después de la muerte? ¿Por qué fuimos creados? Estas son cuestiones que el islam responde con respuestas profundas y coherentes, integradas satisfactorias y tajantes.

 Queridos hermanos, el creyente que está conectado con Allah vive en Su compañía; si Allah Está contigo ¿Quién podrá estar contra ti? Y si está en contra de ti ¿Quién podrá estar contigo? Sentir la compañía de Allah es inestimable, los científicos lo llaman “la compañía común o total":

“...Y está con vosotros dondequiera que estéis...”

Surat del Hierro: 4

 Es el acompañamiento de conocimiento, mientras que el acompañamiento especial es el acompañamiento del éxito, el acompañamiento de protección, el acompañamiento de victoria, el acompañamiento de apoyo:

“...Y está con vosotros dondequiera que estéis...”

Surat del Hierro: 4

 Es un acompañamiento especial cuando Allah Está con los creyentes, con los piadosos y con los veraces.

 Queridos hermanos, juzgad a vosotros mismos antes de ser juzgados, pesad vuestras opas antes de ser pesadas contra vosotros, y sabed que el ángel de la muerte nos ha pasado a los demás y superará a los otros hacia nosotros, así que debemos estar en guardia ya que el inteligente es quien se condena a sí mismo y opa para lo que viene después de la muerte, y el descapacitado es quien sigue su deseo y espera que Allah le Dé todas sus aspiraciones.

La Segunda jutba:

 Las alabanzas son para Allah , Señor de los mundos. Doy testimonio de que no hay ningún ser que merezca adoración excepto Allah, el cual se reponsabiliza de los siervos rectos, y doy testimonio de que Mohammad su siervo y su mensajero, el que poseedor del educado carácter, de elevados modales y refinada moral. Oh Allah Da la paz y las bendiciones y la paz a Mohammad y a toda su familia y compañeros.

Si pierdes el sosiego vives una vida desgraciada incluso si tienes todas las cosas:

 Queridos hermanos, si el hombre conoce a Allah, se adhiere a su mandamiento, su relación con Allah se estabiliza, ésta relación necesita integridad, pero eso no significa que el creyente no peca; el creyente comete errores, pero no insiste caer en el pecado; peca pero se arrepiente constantemente, enseguida se arrepiente ante Allah Todopoderoso. Si el hombre cumple con las ordenes de Allah después de haberle conocido, se vincula con Allah Todopoderoso; a través de este vínculo se establece bien la el sosiego y la tranquilidad que es uno de los dones divinos más importantes, sientes ser un hombre especial, un hombre optimista, un hombre que siente estar en el camino correcto, un hombre que vive la promesa de Allah de un paraíso cuyo anchura igual a la del cielo y la tierra.

 Por lo tanto oh queridos hermanos, el islam tiene formas y verdades; hacer el salat es un acto de adoración fundamental, pero la conexión con Allah durante el salat es la cosa más importante que tiene peso; con lo cual se establece el sosiego con el que te sientes feliz, incluso si pierdes todo y sin el vives una vida desgraciada incluso si tienes todas las cosas.

Súplica:

  ¡Oh Allah, Guíame! Hazme de los que Has guiado, y Sálvame de entre los que Has salvado; Acéptame de entre los que Has aceptado, y Bendice lo que me Has otorgado; Protégeme de lo que me has prescrito, porque sólo Tú juzgas y no puedes ser juzgado. ¡Oh Allah! Al que Proteges, nunca será humillado, y al que Rechazas, nunca será enaltecido. Bendito sea Allah en su grandeza, y que la gracia sea con el Profeta Mohammad.

 ¡Oh Allah! Guíame a las buenas acciones; nadie más puede hacerlo. Y Guíame a las mejores virtudes, pues sólo Tú tienes el poder de otorgar los favores.

 ¡Oh Allah! Protege este estilo de vida que es el Islam y que es nuestro sustento, y protege nuestra tierra que es donde vivimos, y protege nuestra última vida a la cual nos dirigimos. Haz que nuestra vida sea una acumulación de buenas opas, y que nuestra muerte sea una manera de evitar el mal.

  ¡Oh Allah! Haz que sea suficiente lo que Tú me has decretado como permitido, para no tener que recurrir a lo que Tú me has prohibido, y otórgame una provisión que me permita no necesitar de la de otros.

 ¡Oh Allah! Con Tu poder, Otorga la victoria al Islam.

Translation  : Abdo Al-Halabi
Edited by      : Lic. Pável Ulrich Laguna-Berber M.