Credo islámico – Miscelánea- Clase 14: Historia del Islam de Jeffrey Lang 2 .
Praise be to Allah, the Lord of Creations, and Peace and blessings be upon our prophet Muhammad, the faithful and the honest.
 Oh, Allah, we know nothing but what You teach us. You are the All- Knower, the Wise. Oh Allah, teach us what is good for us, and benefit us from what You taught us, and increase our knowledge. Show us the righteous things as righteous and help us to do them, and show us the bad things as bad and help us to keep away from them.
  O Allah our Lord, lead us out from the depths of darkness and illusion, unto the lights of erudition and knowledge, and from the muddy shallows of lusts unto the heavens of Your Vicinity.

La medida de la naturaleza innata del hombre

image

 Queridos hermanos seguimos hablando de la experiencia del que fuera ateo y se convirtió al Islam, y por tanto ha pasado de la miseria a la felicidad, de la confusión al encuentro, de la estrechez de la vida a la amplitud del universo y de malsanos deseos a la gracia de la cercanía de Allah.

 Hermanos imaginemos que este hombre – quien fuera ateo – estaba en un cuarto pequeño de paredes de color gris con una ventana en la pared sur y que en el cuarto tenía una alfombra, en el centro, de dos colores. Él se encontraba formando una tercera fila desde la cual veía, al frente, las dos primeras filas y un hombre un metro más adelante, en la parte central, haciendo, junto con los hombres de las filas, movimientos extraños y para él incomprensibles. Ésta fue la visión que el hombre –hasta entonces ateo- tuvo hace veinte años y cuyo significado no descifraba. De cualquier manera el tiempo pasó y el hombre se graduó en la Universidad, llegó a ser catedrático universitario y se hizo experto en matemáticas, adoptando el ateísmo como forma de pensar.

 Dentro de la Universidad en la que él trabajaba abrieron un espacio religioso para la adoración, por lo que los musulmanes usaban un cuarto a manera de “musala” (lugar para la adoración más pequeño que una mezquita), hasta que estando él un día en su oficina y prácticamente sin sabérselo explicar, se dirigió a la musala pero antes de entrar se percató de que estaba muy nervioso, indeciso por decidir entrar o no, e incluso preocupado. Al final decidió entrar y vio en aquel cuarto pequeño de apenas unos cuantos metros, sin ninguna decoración en las paredes, y en el centro no había más que una alfombra de dos colores. También encontró a dos hombres cuya cara reflejaba felicidad y en aquel instante sintió dentro de sí que estaba siguiendo algo correcto. Esta sensación o instinto es la “fitrah” (instinto innato del ser humano).

 No sólo os leeré sobre los capítulos del libro -que más tarde escribiría Jeffrey- sino que también analizaré su contenido.

 El ser humano a veces descansa con una cosa y no descansa con otra cosa. Cuando dicho hombre entró en la musala, sintió algo raro y se dijo “siento que estoy siguiendo algo correcto”, sin dar importancia a lo que crean los demás, porque quienes estaban a su alrededor consideraban que los asistentes a dicha musala no estaban en lo correcto, y como todos los grupos religiosos en el mundo creen estar cada uno en lo correcto. Aquel hombre dijo que se acostumbró a oír a su mamá decir: “Oh hijo, sigue tus sentimientos, porque los sentimientos sanos te dan una medida correcta”. Esta medida es la medida de la fitrah, y el Profeta, que la paz y las bendiciones sean sobre él,señaló:

De Wabisa ibn Mabad Al Asadí, que el Mensajero de Allah, que la paz y bendiciones sean sobre él, le dijo a Wabisa: “¿Viniste para preguntar sobre la rectitud y el pecado? a los que Wabisa contesto: Sí. Y el Profeta con el puño cerrado tocando el pecho de Wabisa le dijo:“Oh Wabisa, consúltate a ti mismo, consulta a tu corazón (tres veces), la rectitud es lo que tranquilaza tu interior y calma tu corazón, mientras que el pecado trae la inquietud e incertidumbre e intranquilidad en el pecho, aunque la gente opine si tú no te sientes tranquilo significa que es pecado, en tal caso déjalo”.

Relatado de Ahmad de Wabisa Ibn Mabad Al- Asadí.

Cuando la fitrah está alterada entonces no es una medida correcta

 Oh hermanos, si has obrado correctamente y después de ello sientes un alivio extraordinario, y que tu interior queda limpio y con una fitrah sana, entonces debes saber que dicho trabajo ha sido una obra correcta. Y en cambio si has hecho un trabajo después del cual te sientes preocupado, trastornado, que sientes vergüenza de Allah El Altísimo, te has parado para el rezo y ves el camino obstruido, o después de que has rezado y no sientes nada, como si estuvieras velado de Allah (alejado o en la oscuridad), con respecto a Allah,El Altísimo, entonces desbes saber que dicho trabajo no es de la complacencia de Allah. Ésta es, entonces, la fitrah. Dijo Allah el Altísimo:

(Y a quien, después del conocimiento que te ha venido, te discuta sobre él, dile: Venid, llamamos a nuestros hijos y a los vuestros, a nuestras mujeres y a las vuestras y llamémonos a nosotros todos y luego pidamos y hagamos que la maldición de Allah caiga sobre los mentirosos).

Sura de La familia de Imrán, 61.

 Una pequeña medida ¿podrás comunicarte con Allah al concluir el trabajo? Si después de terminar tu obra o jornada te quedas con la cara limpia, entonces has obrado correctamente, pero dicha medida funciona sólo si tienes una fitrah sana y un corazón puro. En cambio, si la fitrah esta alterada entonces la medida de la fitrah no será correcta como parámetro. Las personas que tienen la fitrah alterada por los deseos malsanos, concluyen una obra y a pesar de poder experimentar la sensación de descanso, no significará que dicha obra sea de la complacencia de Al-lah porque su fitrah ya está alterada, y por tanto no es una medida ni parámetro correcto.

 El profesor Jeffrey al entrar en la “musala” sintió en su corazón el alivio de estar haciendo lo correcto sin importarle lo que pensaran los demás, incluso su madre le decía “sigue tus sentimientos”. En verdad, cuando tienes un estrecho lazo con Allah, y cuando te arrepientes frente a Allah, y cuando enderezas tu camino, cuando reconoces y conoces a tu Señor, entonces te conviertes en una persona nueva y distinta.

 Alguien podría preguntarse cuál es la causa de dicha transformación, y la razón es que Allah está complacido contigo. Allah dijo en un hadiz qudsi:

Narró Abu Dhar que el Mensajero de Allah, El Altísimo, dijo: “Dice Allah, Alabado y Exaltado sea: “Quien realice una buena obra, su recompensa será multiplicada por diez o más aún. Y quien realice una mala obra, será recompensado con una idéntica a ella, o puedo perdonarlo. Y quien se acerque a Mí un palmo, me acercaré a él un codo, y quien se acerque a Mí un codo me acercaré a él un brazo. Y quien venga a mí caminando, iré a él corriendo. Y quien se encuentre conmigo (el Día del Juicio) con pecados tan grandes como la tierra, pero sin haberme asociado nada (e.d. sin haber cometido politeísmo) yo habré de encontrarme con él con un perdón tan grande como eso.”

(Este Hadiz es legítimo (fuerte). Transmitido por Muslim, Ibn Mayah y Ahmad en su Musnad).

El sentimiento del que disfruta el arrepentido, de felicidad y sosiego es un sentimiento natural

 El sentimiento del que disfruta el arrepentido, de felicidad, gozo, descanso y sosiego es un sentimiento natural ya que el arrepentido es finalmente una creatura de Allah. Dicho sentimiento es natural porque te has acercado a Allah, iniciándote en su adoración, iniciándote en Su reconocimiento como tu Señor, iniciándote en su agradecimiento, e iniciándote en su adoración.

 El profesor Jeffrey comenta en su libro que al entrar en aquella “musala” las personas presentes pensaron que él estaba interesado en entrar en el Islam, lo que les causo gran regocijo. Ésa es una característica de los musulmanes que cuando ven a alguien interesado en entrar al Islam, sienten una inmensa alegría, y siente descanso porque es parte de la misericordia del creyente, porque Allah, El Altísimo, saca a una persona de la perdición a la guía y de la miseria a la felicidad.

 Al entraren la “musala” me saludaron dándome la bienvenida y me recordaron la historia de los ingenieros de la NASA, que es una agencia de investigación espacial en Estados Unidos, que cuando vieron las galaxias y la inmensidad de los cielos, cuando se percataron de las grandes distancias del universo, cuando vieron la ubicación de las estrellas, cuando vieron todo eso que uno no puede creer, entraron al Islam. Esto fue lo mismo que les pasó a los magos del Faraón que llevaban varas de resorte con mercurio, después le pusieron algo caliente para que cuando se moviera el mercurio también lo hicieran los resortes y fabricar la ilusión de que las varas serpenteaban, pero cuando vieron que el bastón del Profeta Musa se convirtió en una serpiente de verdad y no un producto de la magia como resultado de un milagro, los magos se postraron ante Allah El Altísimo. Allah dijo:

(Entonces cayeron los magos postrados)

Sura de Los poetas (Shuará), 46.

 Aquellos ingenieros de la NASA, anunciaron su conversión al Islam por las grandezas del universo que observaron de los signos de Allah. Me motivaron a convertirme al Islam aunque yo no formalicé mi Islam. El profesor continúa su relato diciendo que un hombre de cara brillante entró a la “musala” al que le dijeron que –el profesor- estaba interesado en entrar al Islam, así que solo le quedaba el hacer la profesión de fe islámica –shahada- por medio de la cual se convertiría en musulmán. Éste se volvió sobre sí ensimismado, y uno de los hombres le dijo al otro que le enseñara como habría de decir la shahada para que se convirtiera al islam formalmente.

La vida corporal es por la comida y bebida, y la vida del corazón por medio de conocer a Allah

 Ahora fíjate en los sentimientos de un ateo que pronuncia la shahada por primera vez. Tenemos una regla en árabe que cuando una palabra ee usada en exceso pierde su sentido. Los musulmanes que han crecido en países de mayoría musulmana, escuchan la shahada diariamente mil veces, pero solo muy pocos se ponen a pensar en el significado de: “No hay dios salvo Allah” (La ilaha il-la Allah), en cambio fíjate en el sentimiento del ateo que repite por vez primera la shahada. Continuando con la historia del profesor, le dijo, quien parecía ser el imam- que denotaba luz en su cara- de aquella “musala”: “Dí : atestiguo… - y tradujo el significado de “ash-Shadu”- que significa atestiguo”. El Profesor continua relatando que él pronunció las palabras como quien intenta aprender un nuevo idioma, tratando de hacerlo lo mejor posible, así que el imam dijo: “Repite: la ilaha…” y en ese instante se percató de que esa era, hasta entonces, la creencia con la cual se formó y que significa “no hay dios…” y en aquel momento sintió por primera vez el aterrador significado de dicha frase, salvaje, estrecha y mísera, sintiendo la angostura de un camino cerrado.

 El Imam le dijo: “Dí: il-la…” y el profesor dijo que il-la significa excepto salvo, y se refiere a algo que no conocemos dentro de la frase, y a pesar de ser una pequeña palabra, se posó en mí un gran vacío, pero no solo ese vacío gramatical que puede sugerir la frase así pronunciada, sino que se refiere a aquel vacío que experimenté toda mi vida, y es que toda su vida se la había pasado creyendo en que no hay dios, y dicha palabra me alejó de la realidad que buscaba, y para cuando el Imam pronunció la palabra il-lah Allah (excepto o salvo Allah), en ese instante le llegó abruptamente el entendimiento de que verdaderamente solo Allah es el único digno de ser adorado, y salió de sus labios la expresión de que: Allah es el Adorable. Fíjate en el sentimiento que a un ateo le produce el conocer a Allah.

 El profesor dijo: esa frase “No hay más dios salvo Allah” goteó como agua pura que se desbordó dentro de la garganta de un hombre languideciendo de sed, con cada palabra de dicha frase sentía como la fuerza iba regresando a él reviviéndolo, pues estaba muerto y Allah lo revivió con éstas palabras.

 Hay vida corporal y vida espiritual. La vida corporal se mantiene con la comida y bebida, mientras que la vida espiritual se mantiene con el conocer a Allah.

 Gracias a Allah crecimos en un país de mayoría musulmana, y nos educaron bajo la idea de conocer a Allah, y asistimos a las clases de Islam, así que no tenemos el problema del ateísmo, pero fíjate en el sentimiento de un ateo que vive en soledad, miedo, preocupación y siente que el mundo se le viene encima, dentro de un mundo pequeño y en un universo limitado, pesimista, inseguro pero que cuando pronuncia la frase “Atestiguo que no hay dios”, reconoce que dicha idea había sido su credo durante toda su vida, pero en el instante en que la frase llega a la palabra Allah (Dios), entonces al pronunciarla llenó todo aquel vacío de su vida.

El creyente se enriquece con la provisión de Allah y se fortalece por la potencia de Allah

 Seguimos con el testimonio de fe (shahada), ashhadu significa atestiguo.Este profesor dijo que al momento de dar su shahada se unió a los creyentes, los seguidores de todos los profetas en la tierra. Los profetas son el corolario de la humanidad y la cima de la perfección humana. Los poderosos son la cima de la autoridad y el poder, así pues, el profesor se unió a los seguidores de los profetas.

 El Profesor dijo: “Me uní a los seguidores de todos los profetas, aquéllos que creen en todos los enviados de Allah, en sus diferentes tiempos y épocas, para todas las razas y género.Tiendo mi mano como seguidor y creyente, para quien fue enviado a toda la humanidad hace catorce siglos. El Imam dijo enseguida: “Y atestiguo que Muhammad es Su Profeta, y el profesor repetía las palabras de la shahada del Imam, a lo que el profesor dijo: Dije “Muhammad”, y fue más que un reconocimiento, fue un compromiso público de corte antiguo ya que la misma buena nueva que se anunció desde el principio de la humanidad, cuya profecía culmina con la llegada Muhammad como sello de dicho mensaje divino, me rendí pacíficamente en mí corazón y dí testimonio completando: “y atestiguo que Muhammad es el Mensajero…”, el portador del testimonio.

 El profesor continuó diciendo: “Sentí fortaleza y seguridad, sentí la libertad y el sosiego, sentí que puedo amar y ser amado por la persona que no tiene límites en la generosidad.

 Ahora digo que puede que ames y alguien te ame, pero si una gran persona que tiene toda la Tierra en sus manos te ama… ¿Qué significa todo ese amor?

 Eso significa que a través de aquella persona lo tendrás todo [con la gracia de Allah] ¿Qué significa el que una persona demasiado rica te ama? Significa que tú te has vuelto rico también, y ¿Qué significa cuando alguien que tiene un poder ilimitado te ama? Significa que te has vuelto poderoso por el poder de dicha persona.

 Te enriqueces con la provisión de Allah y te fortaleces por la potencia de Allah, y aprendes por la sapiencia de Allah, y te elevas por la grandeza del Altísimo.

 Sentí fortaleza y seguridad, sentí la libertad y el sosiego, sentí que puedo amar y ser amado por la persona que no tiene límites en la generosidad y gracia.

 Lo que quiere decir que para el musulmán honesto Muhammad es la más maravillosa persona que existe, y no hay creatura a la que Allah le haya dado más sabiduría que a Muhammad, pues vió algunos signos de Allah y observó la realidad de las cosas, y entonces vió la grandeza de Allah, el Altísimo. Allah dijo:

(Y se acercó y se humilló [8] y estuvo de Él a la distancia de dos arcos o aún más cerca [9]).

Sura del Astro 8-9.

 Vió los reinos de los cielos y de la tierra, vio lo pasado y Allah le dejo ver –parte- de lo que pasará en el “Viaje nocturno y la Ascensión”. Esto es lo referente a su conocimiento, en cambio, su trabajo tiene efectos sobre un tercio de la población de la Tierra. Lo que resulta que un billón doscientos millones siguen a este profeta generoso, ése fue su trabajo.

Al Imam al que Allah le da la capacidad de memorizar El Corán,

dándole además una hermosa voz, tiene un gran papel dentro del Islam.

image

 El musulmán se alegra al ver la mezquita llena de orantes, y dice: “No hay ni un sitio en la mezquita”… La Tierra y los continentes están llenos de musulmanes, ve al Oriente, como India o Paquistán, en donde hay millones de musulmanes, ve ahora al Norte de África, ve al continente africano donde existen países musulmanes completamente, millones y millones que están inscritos en las buenas obras del Mensajero de Allah, Muhammad, la paz y las bendiciones sean con él.

 Dijo: “Sentí fortaleza y seguridad, sentí la libertad y el sosiego, sentí que puedo amar y ser amado por la persona que no tiene límites en la generosidad y su gracia, he caído en la misericordia que brota de un amor supremo, y entonces volví a mi refugio nuevamente”.

 Por ejemplo, una persona sin hogar, hambriento, sediento, lleno de temor, fugitivo, entró a casa de sus padres y se recostó en una almohada comfortable, se bañó, comió de los manjares de la casa… podemos deducir que éste es su lugar correcto.

 Por Allah, que a veces el idioma imposibilita el expresar la realidad, el creyente honesto cuando se vuelve arrepentido de sus actos hacia Allah El Altísimo, siente grandes emociones que aunque sea un docto en la lengua, no puede expresar dichas emociones.

 El profesor dijo: “Después de dos días de mi shahada aprendí y rezé mi primera oración del viernes en grupo, ese día era un día caluroso y soleado de verano en San Francisco, estábamos en la segunda raká de la oración del viernes mientras degustaba la hermosa recitación del Corán por parte del Imam”.

 A quién Allah concede el privilegio de memorizar todo el Corán con una armoniosa voz, es portador de un papel muy destacado en el Islam, a veces convergen una hermosa voz, de un creyente honesto, con clara dicción y buena retórica en una persona privilegiada que posee el don de Allah, como se lo dió también al Profeta David la paz sea con él. Esta sola recitación es una comunicación y enseñanza al mismo tiempo. Se puede considerar que el Corán –en muchas de las veces- necesita de explicación, pero también hay ocasiones en que nada más escuchar muchas de las ayas o suras del Corán dan ganas de postrarse ante Allah, del impacto emocional y la hermosura, sin precisar de más explicaciones.

Allah dijo:

(... es cierto que Allah Es Conocedor y Sabio)

Sura de Las mujeres, 11.

(Si no fuera por el favor de Allah para contigo y por Su misericordia…

Un grupo de ellos se había propuesto extraviarte, pero sólo se extraviarán así mismos y no te perjudicarán en nada.

Allah hizo descender sobre ti el Libro y la Sabiduría y te enseñó lo que no sabías.

El favor de Allah para contigo ha sido inmenso).

Sura de Las mujeres, 113.

La sabiduría de estar de pie, como orantes, durante el rezo en congregación

image

 Hermanos, cuando el creyente escucha la recitación del Corán después de haber ayunado durante la oración de Tarauih, de la voz de un Imam con voz hermosa, por sí sola constituye una gran clase o lección. El profesor asegura que la mayoría de las recitaciones del Corán están bien salmoneadas, con parsimonia, pronunciadas con sus reglas de recitación, y la voz de aquel Imam era como la voz de un niño hablando con su padre, como esa voz amorosa llena de misericordia como un niño hablándole a su padre, la verdad quien tiene un hijo o hermano pequeño puede escuchar la voz del chico llamando a su mamá con todo el amor, la confianza, la esperanza y el cariño, porque él siente el cariño de su mamá y de su misericordia y su atención, por eso, cuando la llama, él sabe que su lugar dentro de su corazón es especial.

 El Profesor continua diciendo que así es como percibió la recitación del Imam en aquel rezo del viernes, estaba suplicando a Allah con singular parsimonia, y nosotros detras de él en filas, hombro con hombro y pie con pie.

 Una vez le preguntaron al Profesor en un día caluroso: ¿Por qué los orantes rezan pegados y no sueltos en un lugar amplio? Y quien fuera ateo contestó diciéndoles: “Cuando estás más cercano a Allah te sensibilizas ante la situación de tu hermano, te preocupas por tu hermano musulmán”. Su hombro en tu hombro te hace sentir que tu hermano está a tu lado y lo estaría en cada situación de la vida mundanal.

 Ésta fue la respuesta de una persona que fue atea, mientras que a tí te gusta rezar separado de los demás orantes como medio metro. Uno de los sabios musulmanes nos contó que asistió a una feria, creo que en Malasia, y la gente se emocionó con su recitación, al igual que el presidente de aquel país, y le reservaron un lugar vacío junto a él para que pudiera descansar.

 Mientras en la oración hombro con hombro, pie con pie, quien fuera ateo contestó esta pregunta, y dijo: cuando estas más cerca de Dios, tienes que preocuparte por el hermano que está a tu lado, sientes su presencia y su amor, tienen que ayudarse uno al otro, porque el Mensajero de Allah la paz sea con él dijo:

De Ibn Omar que el Mensajero de Allah, la paz sea con él dijo:

“Verdaderamente Allah no une a mi comunidad, -o dijo a la comunidad de Muhammad, que la paz y las bendiciones sean sobre él- en la desviación, la mano de Allah está con el grupo, y quien se aparta, se apartará al infierno”

Narrado por Tirmizi.

 El Imam dijo “Allahu akbar” para hacer el rukú, y el profesor la tradujo como: Allah es el Más Grande.

Descripción detallada del rukú por el profesor Jeffrey Lang

image

 Queridos hermanos, otra vez tú como un musulmán que creció en un país de mayoría musulmana, y de padres musulmanes, ya estás acostumbrado a estas palabras, en cambio fíjate en el efecto que produce dichas palabras en un ateo, Allah es el Más Grande… Hace un tiempo, este mismo ateo no creía en la existencia de Allah, el profesor dijo: “Cuando escuchamos esta llamada “Allahu Akbar” que significa Allah es el Más Grande, todos nos inclinamos poniendo nuestras manos sobre las rodillas, formando un ángulo de 90 grados, y murmure la alabanza celestial “Alabado sea Allah,El Excelso” .Al pronunciar dichas palabras el profesor sintió que en su pecho resonaron las siguientes palabras: te agradezco Señor mío por traerme aquí, y ese fue el primer rezo. La “musala” estaba en un cuarto pequeño y el Profesor era director de un departamento de la Universidad, era pues un gran profesor y su oficina era lujosa. Los lugares de culto occidentales son de un lujo increíble. Un hermano me comentó que los lugares de culto en algunos países son extensos, lujosos y llenos de arte y estatuas, mientras que aquella “musala” era un cuarto sin adornos, con paredes vacías y sólo una ventana, una sola alfombra y a pesar de la simplicidad del lugar el Profesor sintió que nacía nuevamente en ese momento.

Alabado sea Allah, El Excelso, gloria a Allah, El Excelso, te agradezco Señor mío por traerme aquí.

 El rezo del Profesor continuaba en aquella primera oración en congregación , así que el imam dijo: “ Allah escucha a quien lo alaba”, al momento en que todos se reincorporaban al tiempo en que decía: “ Señor nuestro solo para tí son las alabanzas, Tú eres nuestro creador y digno de alabanza”.

 Ahora pregunto hermanos ¿Reflexionas sobre el significado de dichas palabras cuando las recitas durante la oración? Allah escucha a quien lo alaba (samia Allah), significa que Allah te está escuchando, entonces ¿Qué le vas a pedir? Le dices, Oh Señor, para ti son las alabanzas ¿Gracias por qué? Por hacerme existir cuando yo no era nada, de crearme en el mejor equilibrio, de caminar en dos pies, tener dos manos, oir y ver, tener cabeza, extremidades, todos los órganos y parte del cuerpo completas , tener esposa, hijos, gracias por enviar a tus Mensajeros, revelar Tu Libro.

 El profesor dijo: “Estábamos en filas bien conformadas, y nos movíamos como si fuera un solo cuerpo, una sola persona. Recé cuatro oraciones el jueves en la “musala”, pero no había esa cantidad de gente, en cambio ahora –viernes- había aproximadamente ochenta orantes, reunidos en un pequeño cuarto, jóvenes de todos los países del mundo, representando a veinte países diferentes aproximadamente, rezando la oración del viernes en grupo.

El sueño es un medio de comunicación que Allah usa a veces para informar a sus siervos

 El Profesor sigue con su charla sobre su conversión al Islam, y sus impresiones sobre la oración musulmana, explicando que cuando se postra por segunda vez bajando primero las rodillas después las piernas para poner la frente sobre la alfombra, enseguida se murmura “SubHana Rabbi Al Ala (alabado sea mi Señor El Altísimo), y enseguida dice “Oh Allah, me protejo en Ti de la desviación”, después me siento sobre mis muslos siguiendo al Imam, entando yo en mi primera oración en congregación en grupo en la tercera fila, desde donde alcanzaba a ver al Imam, un tanto alejado de mí, parado frente a la ventanilla a través de la cual se llenaba el cuarto de luz, estando parado en solitario, sin fila, frente a la congregación de orante en su calidad de Imam, vistiendo una túnica blanca y una bata con un motivo diverso, en ese instante me golpearon mis recuerdos y de mis adentros que ese era el sueño que había tenido antes. Ese mismo sueño lo tuvo el Profesor tres veces durante diez años, se vió dentro de un pequeño cuarto sin ninguna decoración, con las paredes pintadas de color perla, y en el suelo una alfombra de color rojo y amarillo, y en el que estaban varios hombres alineados en tres filas, y él estaba en la tercera fila, frente a las filas se paraba un hombre frente a la ventana realizando una serie de movimientos específicos… Este sueño es una buena nueva de Allah. A veces, el ser humano, tiene sueños que no alcanza a comprender. El sueño es un medio de comunicación que Allah usa a veces para informar a sus siervos de forma inmediata.

 Una vez se comunicó conmigo un hermano de Alemania y me dijo que había pasado dos meses buscando mi número telefónico para hablarme, a lo que le pregunte ¿En qué puedo ayudarte? El hermano contestó que estaba demasiado alejado del Islam, y que no había rezado ni siquiera una raká en toda su vida, ni ayunado, y que la verdad le disgustaba la religión y los religiosos, y una serie de cosas que no son aceptables. Su hermana lo invitó a visitarla en Canadá, donde él escucho una grabación en que se explicaba uno de los hermosos nombres de Allah, y dijo que esas eran las palabras que estaba buscando e incluso compró varias clases o charlas que explicaban los hermosos nombres de Allah y se puso a escucharlos uno por uno.El hermano me dijo que una vez tuvo un sueño en el que recibió una caja que tenía inscrito el nombre de “Allah, El Excelso” , entonces me dijo el hermano que, por Allah, ese sueño se volvió realidad después de veinte años, pues le llegó una caja de Damasco que tenía inscrito el nombre de “Allah, El Excelso”.

 Si el ser humano sueña algo muy claro entonces la búsqueda del significado de dicho sueño es que Allah quiere anunciarle algo. El sueño cierto del creyente honesto es una de las cuarenta y seis partes de la revelación.

 Hermanos, aquel Profesor después de entrar en aquella pequeña “musala”, de rezar la oración y de experimentar la alegría de la guía, la seguridad de la guía y la misericordia de la guía, se dió cuenta de que la visión de su sueño se había hecho realidad después de diez años. Allah en su inmensa sapiencia siempre supo que el profesor tenía algo que lo hizo acreedor del Islam y por tanto le dejo ver la visión como una señal.

El rezo es una misericordia de Allah

image

 El Profesor dijo que Allah le concedió la oportunidad de escoger. Entonces hermanos, el Profesor entendía que por gracia de Allah el ser humano tiene la capacidad de decidir.

 El Profesor dijo que tuvo temor del amor y del cariño evidente por parte de la gente que me rodeada, no porque yo mereciera aquello, sino porque el amor y el cariño siempre han existido, y lo único que necesitamos para obtener dichos dones es volvernos a Allah en arrepentimiento.

 El amor existe, el cariño existe, los cuidados existen, la atención existe, la misericordia existe, la concesión de dones de Allah existe, pero la gente no se da cuenta de todo ello, y solo es cosa de volverse a Allah en arrepentimiento para que Allah te tranquilice, te auxilie, te otorgue sus dones, para que te coja en sus manos.

 El profesor dijo que todas aquellas cosas son reales pero nosotros en general estamos dsatentos, sin enterarnos de todo ello, y que el mismo Profesor estuvo años sin darse cuenta. Ése era el rezo que Allah pide de todos nosotros, el mismo rezo que el Profesor vio en su visión y que se había hecho realidad.

 Ruego a Allah que nos facilite una oración como la antes descrita, en la que te pones en las manos de Alah y dices: Las alabanzas son para Allah, Señor de los mundos, El más Clemente, El más Misericordioso, Dueño del día del juicio, a Ti te imploramos y solo a ti pedimos ayuda… y que comprendas el significado de lo que es el rukú, es decir “Oigo y obedezco, oh mi Señor”, que comprendas el significado de la postración (suyud), que quiere decir “Oh Señor, ayúdame a obedecerte, y si dices “Allah escucha a quien lo alaba” ,oh mi Señor para Ti son las alabanzas, el agradecimiento, la gracia, y la complacencia, adoración basta, buena y bendecida, ésta oración es una misericordia de Allah.

Allah dijo:

(Yo Soy Allah, no hay dios excepto Yo; adórame y establece la oración para recordarme).

Sura Ta Ha,14.

(…póstrate y busca proximidad).

El Coágulo, 19.

(Recita lo que se te ha inspirado del Libro y establece la salat, es cierto que la salat impide la indecencia y lo reprobable. Pero el recuerdo de Allah es mayor, y Allah sabe lo que hacéis).

Sura de La araña, 45.

La oración es una balanza.

De Salim bin Abi Al-Yad dijo que un hombre dijo que Misar dijo: “Creo que es de Juzaa” : “Ojalá hubiera rezado para descansar”, y pareciera que la gente consideró dicha expresión de mal gusto, a lo que él contesto: “He escuchado al Mensajero de Allah –que la paz y bendiciones sean con él- diciendo: “Oh Bilal haz el iqama estableciendo la oración para así poder descansar”.

De Abu Daud, de Salim, De Abi Al-Yad.

De Abu Málik Al-Asharí que dijo: dijo el Mensajero de Allah –que la paz y bendiciones sean con él- “La purificación es la mitad de la fe, y las palabras “Gracias a Allah llenan la balanza”, y las frases: “Alabado sea Allah” y “Gracias a Allah” llenan el espacio que hay entre los cielos y la Tierra, y el rezo es luz, y la caridad es una prueba, y la paciencia y perseverancia juntas es claridad, y El Corán es un argumento a favor tuyo o en tu contra. Todos los hombres salen por la mañana y se venden a sí mismos, liberándose o destruyéndose.”

Muslim de Abu Málik Al-Asharí

 El rezo es presencial, el rezo es una balanza, así quien se pesa en la balanza quedando ambos extremos de la balanza equilibradas, habrá ganado las bendiciones

Allah dijo:

(Vosotros que creéis! No os acerquéis al salat ebrios, hasta que no sepáis lo que decís; ni impuros –salvo que estéis de paso- hasta que no os lavéis.

Y si estáis enfermo o de viaje y viene alguno de vosotros de hacer sus necesidades, o habéis tenido relación con las mujeres y no encontráis agua, procuraos tierra limpia y pasáosla por la cara y las manos.

Es cieto que Al-lah es Inteligente, Perdonador).

Sura de Las mujeres,43.

 Queridos hermanos, cada vez que aumenta tu conocimiento sobre Allah, enderezando tu camino, experimentarás una hermosa sensación cada vez que te presentes a rezar frente a Él ,El Altísimo. Por Allah, que un profesor universitario de matemáticas, ateo e inmerso en un ambiente laico, lejano a Allah y educado de una forma no islámica, que después de su conversión al Islam ha rezado este tipo de rezos ,sintiendo la tremenda carga espiritual, quizá resulte más cercano a Allah que a algunos musulmanes de nacimiento.

Resumen de la historia

 El resumen de ésta historia es que Allah es El Omnipresente, El Único, y cualquier persona del sexo que sea, de cualquier raza, de cualquier filiación, de cualquier cultura, de cualquier grupo, de cualquier oficio o profesión, de cualquier religión, siente un sentimiento especial al comunicarse con Allah, tener valores, y seguir el mismo camino de los creyentes que les antecedieron. Por eso, a veces, el sueño tiene un gran valor. Este profesor soñó que estaba en un cuarto parado en la tercera fila, y frente a él una ventana, y que había en la habitación un hombre que dirigía los movimientos de los demás, y después de diez años dicho sueño se hizo realidad, no olviden lo dicho por Allah, El Atísimo:

(Cuando Yusuf dijo a su padre: ¡Padre mío! He visto once estrellas, al sol y a la luna; y lo he visto postrados ante mí).

Sura Yusuf, 4.

 Cuando el sueño del Profeta Yusuf se hizo realidad, dijo lo que Allah nos informa en el Corán:

(Subió a su padre sobre el trono y cayeron postrados (en reverencia), ante él, dijo: ¡Padre mío! Éste es la interpretación anterior, mi Señor ha hecho que se realizara y me favoreció al sacarme de la prisión y al haberos traído a mí desde el desierto después de que el shaytán hubiera sembrado la distancia entre mí y mis hermanos.Realmente mi Señor es Benévolo en lo que quiere y es cierto que es El Conocedor, El Sabio).

Sura Yusuf, 100.

 Se volvió realidad, si el ser humano ve algo claro en su sueño, puede ser una anunciación siempre que el sueño haya venido directamente de Allah.

 Seguimos con éste libro del Profesor Jeffrey porque es una experiencia extraordinaria, no fue criado, ni educado como musulmán, ni de padres musulmanes, ni vivía en un ambiente musulmán, y a pesar de todo esto Allah lo guió y pudo reconocer a Allah, pues era un ateo en un ambiente inmoral, y donde hay prostitución en las calles, con mujeres semidesnudas, y aunque vivó las mismas presiones, condiciones y deseos malsanos, se encamino hacia Allah, si Allah quiere seguiremos con la historia del Profesor Jeffrey ,el cual tiene una historia extraordinaria con Allah, El Altísimo, ya que dicha historia nos anima a juzgar nuestro rezo, nuestra rectitud, y nuestro conocimiento de Allah, ¿Será que el profesor nos rebase adelantándose hacia Allah ,El Altísimo, rezando como él lo hace?

Gracias a Allah, el Señor de los mundos.



Translation  : Lama Murad – Pável Laguna.
Auditing       : Tamara Amor